Gente querida!

Nos vamos a acompañar en estos días mediante videos, canciones y juegos. Porque aún en momentos tan difíciles como éste, los niños y las niñas tienen derecho a seguir jugando. Necesitamos recursos para crear las condiciones de la alegría, experiencias positivas que nos ayuden a cuidar la salud, fogones virtuales que mantengan prendida la llamita del amor. Podemos procesar la vida a través de estar en contacto en comunidad, con el arte como herramienta y camino de salud.
Los abrazamos,  besamos, sacudimos y apapachamos virtualmente, con todo nuestro cariño.

Ya llegarán los besos en vivo y en directo, por ahora vamos paso a paso, cantando a viva voz.